Pasar al contenido principal
México / Noticias / ¿Cuál es el sentido de la pandemia COVID-19 desde Dios?

¿Cuál es el sentido de la pandemia COVID-19 desde Dios?

¿Cuál es el sentido de la pandemia COVID-19 desde Dios?

El P. Teodomiro Gutiérrez, L.C., reflexiona sobre el sentido de la pandemia COVID-19, desde un enfoque teologal y analiza el milagro que se está realizando a partir de este.

Más información sobre el Covid-19

El mundo enfrenta una situación complicada de cara al coronavirus (COVID-19), y los esfuerzos que los países realizan para enfrentar esta pandemia han sido monumentales.

Si bien es cierto que mucho se ha hablado sobre cómo contrarrestar sus efectos y evitar su propagación, además de abonar análisis científicos, sociales, políticos  y económicos, debemos reconocer que poco se ha abordado desde el contexto espiritual y teológico.

¿Cuál es el sentido de esta pandemia desde Dios? ¿Qué nos quiere decir Dios en este contexto que estamos viviendo? De acuerdo con el P. Teodomiro Gutiérrez, L.C., para un creyente esto es lo más importante.

A través de una reflexión, el P. Teodomiro busca completar los múltiples pensamientos que posiblemente muchos creyentes llevamos formulándonos desde hace tiempo.

Esta pandemia coincide que se da en tiempo de Cuaresma, que es un tiempo de recogimiento de mayor reflexión para tratar de lograr una sola cosa importante: volver más la mente, el alma y el corazón a Dios. Tristemente muchos en este periodo litúrgico, tan importante para la fe católica, no tenían en consideración esta exigencia de la fe, sino que para muchos era un periodo sí de más oración, pero en el fondo se reducía a un Padre Nuestro más y, tal vez un Ave María cuando era mucho el fervor; para otros era un propósito de sacrificio que hacían el miércoles de Cuaresma y tal vez recordaban el primer viernes, pero después ya se disolvía en las múltiples actividades del día a día, otros incluso lo tomaban como un periodo de vacaciones, de descanso, de relajación, sobre todo los días más santos de la Semana Santa. Esto para uno que se dice católico es realmente inaceptable”, consideró.

Para el P. Teodomiro Gutiérrez “¡Constatar lo que esta pandemia ha logrado hacer es increíble!”, pues todos los esfuerzos de la iglesia, de los obispos, sacerdotes, monjas y consagrados por incentivar con muchas iniciativas a la gente para que regresarán a las practicas más simples del culto a Dios eran casi nulas, en comparación con los esfuerzos de quienes se dedica por profesión a este menester.

Tomando un enfoque muy teologal (desde Dios), como se propuso al inicio, “el sentido positivo es que efectivamente regresa con más autenticidad al verdadero culto a Dios, es decir, se comienza a llenar un vacío muy grande de ausencia de Dios, de práctica del culto a Dios, pues esta práctica religiosa era un vacío tan grande en las sociedades modernas que a todos los que intentamos llenarlo con esfuerzos casi vanos, veíamos como solo un gran milagro podía cambiar esta situación en la manera de ser del hombre posmoderno, nuestros contemporáneos”, explicó.

Y es que, de acuerdo con el P. Teodomiro Gutiérrez, el milagro se está realizando a través de la pandemia del COVID-19, visto a través de un enfoque teologal:

“Esta manera de creer, esta forma teologal, no viene de nosotros mismos sino del fundamente de la revelación. Vemos que el pueblo de Israel cuando se alejaba sufría muchos desastres, también pestes y enfermedades, como en la época de Moisés en el desierto cuando tiene que levantar la serpiente en un palo y el que la ve queda curado de la mordedura de estos reptiles venenosos que atacaron al pueblo, o la lluvia de azufre sobre Sodoma y Gomorra donde Abraham, aun suplicando, no encontró cinco justos para salvarles y solamente su sobrino Lot y su esposa salieron con vida. Lo mismo pasó en la época de Noé, donde como dice la Biblia, los hombres se dedicaban más a comer, a beber, a divertirse y a los placeres inmundos, cuando llegó el diluvio y acabó con todos menos la familia de Noé, que eran justos ante Dios. También podemos mencionar conquistas y esclavitud, como lo describe muy bien el profeta Jeremías en manos de los babilonios”.

Como conclusión, el P. Teodomiro Gutiérrez, L.C., llamó a los fieles a permanecer en casa en recogimiento, tener más momentos de convivencia familiar y volver a conocer las inquietudes, las problemáticas y las situaciones, desde las más sencillas hasta las más íntimas, así como las problemáticas de nuestros propios familiares.

“Este periodo nos invita a saber compartir con el otro, como lo es un familiar, y el poder entrar en su corazón y abrir mi corazón. Comunicarnos es algo tan esencial para la realización trascendente del hombre que, sin esta apertura y relación abiertas a la comunicación, nos estábamos encerrando, esclavizando en lo inmediato, en lo más ordinario y superficial, en lo no trascendente, en lo puramente material, en el solo hacer pero no en el ser y, tristemente, en muchos casos de familias hasta hedonista y viciadas”.

 

Más información sobre el Covid-19

 

Más información:
Universidad Anáhuac México
Pastoral Universitaria
P. Teodomiro Gutiérrez Gómez, L.C.
padre.teo@anahuac.mx

 

Tipo Noticia
PASTORAL
Noticia_institucional
Activado
Noticia Principal
Activado