Pasar al contenido principal

NOMBRE SECCIÓN

Feminismo auténtico y posmodernidad, ¿un diálogo posible? en la Universidad Francisco de Vitoria

14 Noviembre 2019 / 10:54 hrs
  • Compartir
  • Enviar
  • Texto

Nuestra académica, la Dra. Eugenia Guzmán, expuso ante investigadores y docentes universitarios su trabajo sobre feminismo.

Se llevó a cabo el Congreso Razón Abierta en la Universidad Francisco de Vitoria en Madrid, España, en el que participó la Dra. Eugenia Guzmán Gómez, coordinadora de posgrados de nuestra Facultad de Humanidades Filosofía y Letras.

En este importante espacio, la académica expuso su trabajo titulado: “Feminismo auténtico y posmodernidad, ¿un diálogo posible?” en el que, a través de sus estudios filosóficos e históricos, hizo énfasis en la imprescindible necesidad actual para reflexionar sobre cómo replantear la legítima lucha del feminismo y la exigencia de rehabilitar la condición femenina desde una perspectiva personalista.

Durante su ponencia precisó que la ideología de género y la posmodernidad han desviado y vulnerado el concepto y el valor de la mujer, de lo que es femenino, y han desvirtuado y minimizado la gran aportación de la misma a lo largo de los siglos en la sociedad y en la cultura.

Por tal motivo, la Dra. Guzmán Gómez consideró necesario abordar desde qué parámetros epistemológicos y teóricos se ha explicado la realidad de la mujer en su historicidad. Asimismo, reflexionó en torno a los retos actuales de tender puentes de diálogo entre la posmodernidad, que ha generado el concepto de género como una categoría diferencial que separa y excluye a hombres y mujeres, denigrando a ambos, además de un concepto de género de equidad y complementariedad que le concede el mismo valor antropológico a ambos.

Este evento tiene el objetivo de reunir a investigadores y docentes universitarios que hagan un diálogo desde sus ciencias con la filosofía y/o teología, ello con la finalidad de concientizar que la vida científica e intelectual debe de ir acompañada por las humanidades, la filosofía y la teología, pues no se pueden dejar fuera cuestiones vitales para el hombre.

Sin duda, este tipo de espacios dejan claro que para mantener viva la sensibilidad por la verdad hay que volver a poner en juego a la persona entera, rescatando las preguntas existenciales de fondo que emergen de sus quehaceres particulares y también de todo quehacer científico.

Más información:
Facultad de Humanidades, Filosofía y Letras
Dra. María Eugenia Guzmán Gómez
eugenia.guzmang@anahuac.mx

 

  • Compartir
  • Enviar
  • Texto