Pasar al contenido principal

Educando en valores

Egresada de la Licenciatura en Psicología en 1998, Clara Evelina Govela Martínez se ha convertido en un referente en el ámbito de la Psicología Educativa local. Sus 20 años de experiencia han estado dedicados a la atención y acompañamiento oportuno de alumnos, maestros y padres de familia en las instituciones en las que ha laborado, así como a la impartición de pláticas formativas.

Clara inició su vida laboral en el Instituto Benjamín Franklin, colaborando en el Departamento de Psicología; ahí además trabajó con los procesos de selección de personal, procesos de admisión, retroalimentación a maestros y alumnos, entre otras actividades. Más adelante inició un negocio familiar.

Durante un buen tiempo trabajó en el Instituto Cultural Tampico, de la Compañía de Jesús, como Psicopedagoga de la Secundaria. Ahí atendía a los alumnos, padres de familia y personal docente. Posteriormente, y durante tres ciclos escolares, estuvo en el puesto de Director de Psicología en el Instituto Panamericano de Tampico, donde continuó con las labores de atención y acompañamiento a padres de familia, alumnos, personal docente y personal operativo, además de impartición y organización de pláticas para padres de familia, entre otras labores.

Actualmente Clara Govela imparte conferencias de valores en prestigiosas instituciones de la zona y da consulta privada a niños, adolescentes y adultos. Una de sus nuevas facetas ha sido la de escritora; es autora de los libros: “Isabel los cambios de una vida” (novela), “La familia y la escuela, un equipo sin igual” y “El don de perdonar”. A lo largo de estas obras ha plasmado su visión del mundo y lo que ha aprendido a lo largo de varios años en el ámbito educativo.

Clara está felizmente casada y es madre de dos hijos; es una mujer alegre que comparte muchos de sus proyectos personales con su familia y mantiene una comunicación constante con ella. También es alguien que gusta de ayudar a los demás y que busca lograr un cambio de pensamiento a través de sus conferencias y libros. En su tiempo libre canta, toca el piano y juega tenis.

Varios de los valores que aprendió en el IEST fueron: perseverancia, empatía, asertividad, paciencia, resiliencia, amor, justicia, motivación, disciplina y optimismo.

Recomienda a los jóvenes que sean responsables, que se preparen, que sean disciplinados, que nunca es tarde para realizar sus sueños, todo se puede lograr, nadie puede decir que no es posible. La clave del éxito es valorar lo que se tiene y ser feliz y disfrutar la vida.

Share this post